Reforma del Impuesto de Sucesiones del 2018

Imprimiricono para imprimir entrada

La Junta de Andalucía ha aprobado una reforma, publicada en los presupuestos de la Comunidad Autónoma para 2018, que introduce importantes cambios en el impuesto de sucesiones. Pues bien, desde DNP Asesores, su asesoría fiscal en Sevilla, Carmona y Sanlúcar de Barrameda, le asesoramos al respecto:

REFORMA DEL IMPUESTO DE SUCESIONES APLICABLE DESDE EL 1 DE ENERO DE 2018

A las herencias recibidas a partir del 1 de enero de 2018, en Andalucía, se le aplicará una reducción por un importe de hasta 1.000.000 de euros, incluidas las de los beneficiarios de pólizas de seguros de vida, es decir, los herederos que perciban una herencia por un valor que no supere el millón de euros no tendrán que pagar el impuesto de sucesiones.

impuesto de sucesiones

Para que se dé este supuesto, el contribuyente debe cumplir los siguientes requisitos:

  • Que esté comprendido en los grupos I y II del artículo 20.2.a de la Ley 29/1987 de 18 de diciembre, que engloba a los familiares directos (cónyuges, hijos, nietos y padres).
  • Que su patrimonio preexistente sea igual o inferior a 1.000.000 de euros. El importe de esta reducción de la base imponible consistirá en una cantidad variable, cuya aplicación determine que el importe total de las reducciones aplicables no supere 1.000.000 de euros.

Cuando se herede una cantidad que supere el millón de euros, sólo se tributará por la cantidad que exceda dicho millón, quedando el resto exento.

En los casos en que los herederos pertenezcan a los grupos III y IV, es decir tanto los hermanos, los sobrinos, como los tíos y primos se seguirá pagando lo mismo.

La Junta de Andalucía establece una reducción de 7.993,46 euros en general y otra del 95% en el caso de vivienda habitual heredada entre hermanos mayores de 65 años.

Por otro lado, los discapacitados que reciban una herencia proveniente de parientes pertenecientes al III y IV grupo, también tendrán una mejora, ya que a partir del 1 de enero de 2018 los primeros 250.000 euros quedarán exentos, por lo que solo tendrán que liquidar el impuesto por lo que exceda esa cifra.

Además, esta reforma afecta también a las donaciones, aunque en unos supuestos muy concretos, ya que se establece una exención del 99% en las donaciones de dinero de padres a hijos o descendientes siempre que vaya destinado íntegramente a la compra de la primera vivienda habitual, y siempre y cuando el donatario sea menor de 35 años o tenga una minusvalía igual o superior al 33%.

Cuando el destino de la donación es crear una empresa o ampliarla, la donación entre padres e hijos no tributará hasta el 1.000.000 de euros y siempre y cuando la donación se formalice en una escritura y la empresa se mantenga durante los cinco años siguientes a la fecha de la escritura pública de donación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Alguna pregunta?

close-link