Tratamiento fiscal para diseñadores no empresarios

Hoy en Nersa, vuestra gestoría y asesoría en Sevilla, queremos ayudar a los diseñadores no empresarios y las dudas que le surgen con el tratamiento fiscal y legar. Estas son algunas de las dudas más comunes.

Dudas fiscales para diseñadores no empresarios

dudas fiscales para diseñadores no empresarios

¿Debo devengar el IVA?

Según el artículo 5 de la Ley del IVA, el empresario es el titular de la actividad empresarial, que ordena por cuenta propia los medios materiales y/o humanos necesarios para el desarrollo de dicha actividad.

Normalmente, el concepto de empresario implica la realización habitual de operaciones en el desarrollo de una actividad económica, por lo que en este caso, a efectos de IVA no se os considera empresarios y, por ende, no devengáis IVA.

¿Se debe practicar retención?

Existen cinco tipos de categorías de renta (dinero que percibimos) y en este caso nos encontramos ante RENDIMIENTOS DEL TRABAJO (en adelante R.T.) que percibe el diseñador en el momento del pago.

Según el artículo 75 1 a) del Real Decreto 439/2007, de 30 de marzo, por el que se aprueba el Reglamento del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, están sujetos a retención los rendimientos del trabajo.

diseñadores no empresarios

¿Cuánto me deben retener?

En este caso, como hemos dicho estamos ante R.T. y aunque normalmente el tipo de retención es variable, nos encontramos en uno de los casos en los que se aplica un tipo fijo según el artículo 101.3 de la Ley 35/2006, que dice:

El porcentaje de retención e ingreso a cuenta sobre los rendimientos del trabajo derivados de impartir cursos, conferencias, coloquios, seminarios y similares, o derivados de la elaboración de obras literarias, artísticas o científicas, siempre que se ceda el derecho a su explotación, será del 15 por ciento.

¿Qué hace la empresa con el dinero que me retienen?

El dinero que la empresa retiene al diseñador no es para la empresa ni mucho menos. Según el artículo 108 del Real Decreto 439/2007, de 30 de marzo, por el que se aprueba el Reglamento del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, el pagador deberá presentar, en los primeros veinte días naturales de los meses de abril, julio, octubre y enero, declaración de las cantidades retenidas y de los ingresos a cuenta que correspondan por el trimestre natural inmediato anterior.

Deberá ingresar su importe en el Tesoro Público a través del modelo 111 de tal modo que cuando el diseñador presente su declaración de la renta, ya tendrá parte de su cuota pagada.

En el caso de que no le correspondiese ninguna cuota o le corresponda una cuota inferior al total retenido, podrá presentar su declaración de la renta (modelo 100) con solicitud de devolución y la Agencia Tributaria devolverá dicho importe al contribuyente.

Esperamos que con esto os haya quedado todo claro. Aún así, si tenéis cualquier duda recordad que podéis poneros en contacto con nosotros sin ningún compromiso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Alguna pregunta?

close-link